La madrina

Autor: Comentar
Comparte este artículo
boda1a

Está claro que en la boda, el novio y la novia son los protagonistas principales. Pero además, hay otras personas que también son muy importantes, entre ellas, la madrina.

Por lo general, la tradición manda que sea la madre del novio la encargada de ocupar este papel, aunque en el caso de que no sea posible, puede ser su hermana, un familiar o una amiga muy cercana… En fin, una persona cuya presencia tenga un significado para el novio.

El papel de la madrina en la ceremonia es importante, según indica el protocolo. La entrada del novio en la iglesia se produce del brazo de la madrina, que lo acompaña hasta el altar para esperar la llegada de la novia (si espera fuera, la entrada también es junto a la madrina).

Una vez en la iglesia, la madrina se coloca a la izquierda de la novia, aunque en bodas más formales, puede que los padrinos se coloquen a los lados del altar.

Al salir de la iglesia, las cosas cambian: son los novios los que salen juntos, y la madrina sale del brazo de su marido (o en algunos casos, del brazo del padre de la novia).

En lo que se refiere a la ropa, la madrina suele ir de largo aunque la boda sea de mañana (según el protocolo, es la única a la que le está permitido hacerlo a esas horas, puesto que el resto de invitadas deberían ir de corto), y además, puede llevar un vestido de cualquier color menos blanco, con el fin de no restarle protagonismo a la novia.

Está claro que el papel de la madrina es uno de los más destacados en la boda, junto al del padrino, del que hablaremos en otro post.

Por:
Etiquetas: ,
Categorías: invitados


0 Comentarios Enviar un comentario