Claves para vestir en una Boda

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Seguro que a más de una ya os han invitado a una boda, y seguro también, que aún os estáis planteando qué poneros para la ceremonia. Os interesa seguir leyendo porque hoy os damos algunas claves a tener en cuenta para elegir modelo, según la ocasión y el estilo de cada una.

Claves para vestir en una Boda

¿Cómo vestir para una boda?

Como ya hemos dicho, esto no son pautas inamovibles y si eres de las que les gusta romper moldes siempre tienes la opción de pasar por alto nuestras recomendaciones. Eso sí, hay que tener en cuenta que al tratarse de una ceremonia requiere de ciertas pautas de comportamiento y vestimenta, para que no nos sintamos incómodas durante la celebración.

Vestido según la hora de la celebración

El tipo de vestido cambia según la hora. Si la boda es por la mañana y el banquete durante la comida, lo ideal es un vestido corto tipo cóctel (por las rodillas). Así mismo, si la ceremonia es por la tarde-noche, nos ofrece mayores posibilidades: vestidos de gala, lentejuelas, trajes de largo, etc. Los trajes chaqueta suelen estar reservados para las mujeres de más edad.

El color del vestido

Los colores que nunca debes llevar. Por supuesto el blanco, resulta una falta de respeto ir vestida del color del vestido de la novia. Nunca debes tratar de eclipsarla, al fin y al cabo, es su gran día. Los derivados como el beig y demás colores crudos o pálidos. Lo mismo ocurre con el negro absoluto, es signo de luto y no es de buen gusto llevarlo en una boda pues representa malos augurios. Sí cabe la posibilidad de combinar el negro con otros colores, sobre todo en las fiestas nocturnas.

Las claves de la elegancia

Guardar las formas. Sea por lo civil o por la Iglesia, no te pases con los escotes. La sencillez y el respeto son las claves de la elegancia. No peques, ni por exceso ni por defecto. Los excesos, se suelen cometer en los complementos y los tocados, y los defectos en las telas “demasiado escasas”. No pretendas ser el centro de atención y mantén siempre una actitud y una vestimenta que ponga en evidencia tu elegancia natural.

Los complementos

Los complementos pueden poner el colofón a un conjunto genial o estropearlo por completo. Si eliges estampados llamativos no optes por un peinado demasiado recargado, y viceversa. Las pamelas están reservadas para las bodas diurnas, y debes llevarla puesta durante la ceremonia. Así mismo, los guantes sólo podrás llevarlos cuando haga frío, y deberás quitártelos para saludar o comer.

Un consejo muy importante es averiguar cómo va a ir vestida la novia y si existe algún tipo de requisito en cuanto a la etiqueta. En definitiva la celebración pertenece a los casamenteros y los invitados deben responder al criterio de éstos. Si el novio va de chaqué no se te ocurra ponerte unos vaqueros, del mismo modo que si la boda es informal no parezcas con un traje de noche plagado de lentejuelas. En definitiva, entérate de cómo va a ser el evento para poder ir acorde a la situación y sentirte cómoda en tus zapatos.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Trajes


0 Comentarios Enviar un comentario